La tecnología, aplicada a todos los ámbitos de la sociedad, se ha convertido en un aspecto fundamental. Hace más fácil el día a día y nos aporta incontables beneficios y comodidades. Esto mismo puede extrapolarse al sector del transporte y, por tanto, al de los camiones. Analizaremos a continuación cómo estos vehículos, y todo lo que a ellos se refiere (seguridad, diseño, prestaciones…), se han ido adaptando a los distintos avances tecnológicos que se han ido desarrollando hasta la actualidad.

Ya que no podemos hablar de cambios muy notables a lo largo del tiempo en el exterior de los vehículos, pues siguen manteniendo su línea original, nos centraremos en los nuevos elementos que presenta el interior de los camiones gracias al uso de la tecnología.

Avances tecnológicos en materia de seguridad

En Andamur estamos comprometidos con la seguridad, pues no debemos olvidar que detrás de estos vehículos pesados y sus mercancías, hay personas. Por eso, es imprescindible que éstas, los conductores profesionales, puedan desempeñar su trabajo en las mejores condiciones. En este sentido, son notables los avances que la tecnología ha traído consigo:

  • Evolución de los sistemas de frenado. Debido a la enorme inercia que genera un camión al circular por su volumen y peso, es necesario que su sistema de frenado sea de la mayor calidad posible. No en vano, este es actualmente el elemento de seguridad en el que mayor inversión se realiza en I+D+I.
  • Control de tracción. En camiones de construcción, por ejemplo, es posible la activación automática de la tracción delantera cuando las ruedas traseras pierden tracción en terreno resbaladizo o blando. Esto se traduce en mayor facilidad de conducción.
  • Ayuda en la dirección. El control de la dirección de los camiones difícilmente puede efectuarse sin la dirección asistida. Para esto se requiere de un sistema que aumente la fuerza de maniobra ejercida por el conductor. Hoy en día existen sistemas de dirección completamente eléctricos o sistemas de combinados electrohidráulicos. No obstante, el sistema de dirección hidráulica clásico sigue siendo el más utilizado.
  • Incorporación de los cambios automatizados con ajustes electrónicos de gestión casi perfectos que hacen que el camión sepa en todo momento qué relación de marcha debe engranar para funcionar de manera óptima. Esto se realiza mediante unos sensores que informan de la situación de carga en el camión o de la orografía de la carretera. Este avance, además, reduce el consumo de combustible y aumenta el confort de conducción.
  • Control de crucero guiado por GPS. La incorporación masiva de este sistema a los vehículos ha revolucionado el sector del transporte. El camión lee con antelación la orografía de la carretera para adaptar la velocidad en todo momento, intentando así no malgastar combustible en ninguna circunstancia.
  • Insonorización. Gracias a los recubrimientos del motor y el enmoquetado de las cabinas, puede decirse que los camiones de ahora son silenciosos. En cuanto a esto, hay división de opiniones entre los chóferes, pues hay quienes echan de menos el sonido del motor de antaño.

Lo más novedoso

Según la revista especializada ‘Solo Camión’, si nos centramos en los últimos avances tecnológicos que se han incorporado a los camiones, podríamos diferenciar entre “todo lo relacionado con la ayuda en la conducción” y “el apartado de infoentretenimiento”.

En cuanto a la ayuda en la conducción, podría destacarse la gran mejora que se ha conseguido sobre todo en lo que concierne al alumbrado, con faros de led o xenón, dejando atrás los antiguos halógenos. Otros elementos novedosos serían los radares de cambio de carril involuntario o de acercamiento de vehículos que los camiones ya empiezan a llevar de serie. Ambos, muy útiles de cara a la seguridad.

Si nos centramos en el llamado infoentretenimiento, podemos decir que en los últimos años, todas las marcas han optado por dotar de un interior cada vez más moderno a sus nuevas versiones de camiones, con elementos como pantallas interiores digitales o espejos retrovisores digitales con cámaras exteriores.

Para concluir, podríamos hablar de una evolución tecnológica constante en todo lo referente a la seguridad, y aunque los cambios no sean muy notables a simple vista, sobre todo en los del exterior de los vehículos, los conductores profesionales, por supuesto, sí que perciben todas estas mejoras y comodidades en su día a día.